Cédula de habitabilidad

Es el documento que acredita que la vivienda cumple los requisitos de habitabilidad y que es apta para destinarse a residencia de personas. Los locales no disponer de cédula de habitabilidad, ya que no cumplen los requisitos de vivienda. 

Documento necesario para alquilar o comprar una vivienda y para que las compañías de agua, gas, electricidad hagan el suministro a las viviendas. 

¿Cuándo caduca ? 

Las cédulas tienen una validez de 15 años. 

Documentación que necesito para dársela al técnico 

Referencia catastral del inmueble

Plano del inmueble (si dispongo de el)

Tasaciones y valoraciones de viviendas

Como nos expone la RAE la definición de tasar es la siguiente:

Del lat. taxāre.

  1. tr.Fijar oficialmente el precio máximo o mínimo para una mercancía.
  2. tr.Graduar el precio o valor de una cosa o un trabajo.

Se requiere una tasación para diferentes necesidades. Por ejemplo para un bien inmueble, se hace indispensable para vender un bien en el mercado, también como aval para solicitar un crédito, relacionar el bien. 

¿Qué tasaciones hacemos? 

  • Viviendas
  • Oficinas
  • Locales
  • Trasteros
  • Garajes
  • Terrenos

Certificado de eficiencia energética de edificios

Se define la descripción de las características energéticas de éstos, que aporta información a los usuarios interesados en utilizar un edificio sobre la eficiencia energética del mismo. También puede incluir la posibilidad de mejorar dichas características energéticas.

El certificado es obligatorio para alquilar o vender una vivienda. La etiqueta energética se deberá entregar al comprador o mostrar al nuevo inquilino. 

Tiene una validez de 10 años y el propietario será el que deberá realizar la renovación. 

¿Qué tasaciones hacemos?

  • Viviendas
  • Oficinas
  • Locales

Inspección técnica de edificios (ITE)

Es la inspección que han de pasar todos los edificios, según su año de construcción, para acreditar su estado de seguridad constructiva y estructural, cualquiera que sea el destino del edificio, y de este modo actuar de manera preventiva, procurando evitar posibles anomalías o deficiencias que puedan suponer un peligro en la estructura del edificio con el consiguiente riesgo tanto para los inquilinos, residentes y propietarios como para las transeúntes y viandantes.

Objetivos

Mejorar la conservación de los edificios 

Evitar la ruina de los edificios

La durabilidad de la edificación, conservando el edificio y su valor